Francisco contra la Eucaristía

Francisco es enemigo de la Eucaristía, quiere destruir la Eucaristía, y podemos prepararnos para un ataque final contra la misma en breve. ¿Cómo lo sabemos? He aquí tres argumentos definitivos que apuntan en este sentido y que pueden ser un buen resumen de cinco años de “pontificado”:

 

I. Niega el dogma de la transubstanciación.

Negó la multiplicación de la materia por parte de Cristo, al afirmar repetidamente que Cristo no multiplicó los panes y los peces. Negando el señorío de Cristo sobre la materia y negando la palabra de Dios, está negando el sentido que el mismo Cristo, como recoge el evangelio de san Juan en su capítulo 6, dio a aquella señal de la multiplicación de los panes: el mismo Jesucristo, Señor de la materia, es capaz de realizar tres nuevos milagros, mayores que el de la multiplicación:

  • la desaparición de una dada substancia (pan y vino).

  • la inherencia sin sujeto (desaparecido el pan y el vino) de los accidentes de la primera substancia (la forma, color, sabor, peso, tamaño, etc.) directamente sostenidos por Dios.

  • la aparición de una nueva substancia (Cuerpo, Sangre, Alma y Divinidad de Nuestro Señor Jesucristo).

Estos tres milagros son los que están implicados en el dogma de la transubstanciación, y los que recogen las palabras del Señor: “Yo soy el pan vivo, bajado del cielo. Si uno come de este pan, vivirá para siempre; y el pan que yo le voy a dar, es mi carne por la vida del mundo. […] Porque mi carne es verdadera comida y mi sangre verdadera bebida” (Jn 6,51.55).

Negar la multiplicación de los panes y los peces, como ha hecho Bergoglio, no puede ser simplemente un arrebato de incredulidad en relación a los Evangelios (y en relación a la historia de la Iglesia, pues hay documentados millares de casos de multiplicación de alimentos en la vida de la Iglesia), sino que tiene claramente un sentido de oposición a las palabras de Cristo que nos conducen a la fe en el misterio eucarístico. Al menos, ésta es la única forma posible de interpretar esto en un Obispo de la Iglesia que conoce el dogma y los Evangelios, pues no estamos hablando de un niño de catequesis de primera comunión.

En otras palabras, si en la mente de Bergoglio Cristo no multiplicó la materia (sino que “simplemente no se acabó”: recurso al mito para negar la fe) tampoco puede ser cierto que en cada Santa Misa la materia del pan y el vino desaparezcan, que sus accidentes inhieran sin sujeto, y que aparezca una nueva materia, el Cuerpo, Sangre, Alma y Divinidad de Nuestro Señor. Siguiendo su razonamiento, si los panes y los peces “simplemente no se acabaron” (no que se multiplicasen), la Eucaristía “simplemente” es una memoria, no un Memorial, y la presencia real de Cristo no puede ser substancial, sino “espiritual” o simbólica: es decir, niega la fe para afirmar el mito.

 

II. Busca el sacrilegio contra la Eucaristía.

Convocó un Sínodo sobre la familia en el que se encargó de que participasen prelados abiertamente herejes, que pretendían aprobar cosas como la distribución de la sagrada comunión a personas en pecado mortal y en escándalo público, como es el caso del pecado de adulterio, que pretendían también favorecer nuevas “formas de familia”, no sólo aprobando el divorcio sino viendo en las uniones homosexuales valores positivos, etc. La finalidad era claramente la desacralización de la Eucaristía y el sacrilegio, vía distribución de la comunión a personas en pecado mortal. Para esto se articularon conceptos como la supremacía de la conciencia individual para juzgar el estado de cada uno, o un nebuloso discernimiento pastoral o acompañamiento, que se saltaría la necesaria conversión, anulando el valor objetivo de mal que hay en los pecados mortales, anulando en definitiva los mandamientos de Dios.

Este desastroso Sínodo, que fue una guerra que desgastó muchas fuerzas y debilitó la fe de muchos, se vio seguido por una desastrosa exhortación apostólica, Amoris Laetitia, llena de ambigüedades, confusiones, citas fuera de contexto, y lo que es peor, afirmaciones contrarias a la Revelación y al Magisterio anterior. De nada sirvieron las recomendaciones de cambios en la redacción que emanaron de la Congregación para la Doctrina de la Fe, antes de la publicación del documento. Se publicó sin hacer caso de esas recomendaciones, y meses después el mismo prefecto de la CDF fue depuesto, en un acto totalmente desconcertante, sin parangón en los últimos siglos. Cuatro cardenales responsables presentaron sus dudas sobre la Exhortación, para ser respondidas por Francisco. No hubo respuesta y sigue sin haberla.

Pero sí hubo respuesta a varios Obispos, conferencias episcopales, periodistas, etc., que preguntaban o afirmaban que lo que quería decir la Exhortación era que ahora se puede dar la comunión a los adúlteros. La respuesta de Francisco fue “sí”. Es más, dijo en una carta a los Obispos de la región de Buenos Aires que ésa era la única interpretación posible del documento. Y todavía más, meses más tarde mandó que esa carta fuese incluida en la Acta Apostolicae Sedis, el “boletín del Estado” de la Iglesia, con la anotación de que lo afirmado en esa carta pasaba a ser Magisterio de la Iglesia. Es decir, que Francisco ha promovido un neo-magisterio contrario a todo el Magisterio anterior, lo que supone una contradicción que sólo puede ser calificada de herejía y de cisma: herejía pues se opone a la verdad transmitida por la Iglesia, y cisma porque se separa de la Iglesia fiel y de todos los Papas anteriores que mantuvieron esa verdad. Por tanto, llegamos a un punto en que estar en comunión con Francisco supone dejar de ser católico.

El resultado desde la publicación de Amoris Laetitia ha sido, junto a la confusión creciente y la división en la Iglesia entre diócesis, conferencias episcopales, Obispos, fieles,… inevitablemente que en muchos lugares se están multiplicando los sacrilegios al acercarse a comulgar los fieles en pecado mortal o al favorecerlo los pastores que secundan este falso magisterio.

Además, ahora se está extendiendo en varios lugares la novedad de la distribución de la sagrada comunión a no católicos, como protestantes y otros. Nuevos sacrilegios amparados por Francisco, contra el derecho canónico, la fe de la Iglesia y la dignidad del sacramento. Pero si él mismo no cree en la transubstanciación, ¿por qué iba a combatir que se dé la comunión a quienes niegan la transubstanciación? Si él mismo se separa de la Iglesia, ¿por qué iba a negar la comunión a los que se separaron y están en cisma? Y si pretende la desacralización de la Eucaristía, ¿cómo no iba a parecerle bien dar la comunión a todo el mundo?

 

III. No cree en la presencia real de Cristo en la Eucaristía o, si cree, peor aún: se yergue desafiante contra Cristo.

Francisco se arrodilla ante protestantes o ante judíos para que “oren por él” o lo “bendigan”, y ante musulmanes, ante transexuales, etc., especialmente cada Jueves Santo, y especialmente en lugares que dan publicidad al acto, como cárceles.

Pero no se arrodilla en la consagración de la Santa Misa, ni cuando pasa ante un Sagrario, ni ante el Santísimo expuesto en la fiesta del Corpus Christi o en un retiro en el Vaticano. Si queda demostrado que puede arrodillarse, pero no lo hace ante el Señor, da a entender que no quiere arrodillarse ante Jesucristo presente en la Eucaristía, ante quien está escrito que toda rodilla se doblará y toda lengua confesará que Cristo Jesús es Señor para gloria de Dios Padre.

Para los que afirman que arrodillarse no significa nada, les respondo: puede que en algunos casos arrodillarse no esté significando nada para esa persona, pero definitivamente que cuando alguien -pudiendo arrodillarse, como está demostrado que puede Bergoglio- no se arrodilla nunca, eso sí que significa mucho, y más si se supone que es el pastor supremo de la Iglesia y modelo para los demás pastores y para todos los fieles.

Ante el Señor expresamos nuestra adoración colaborando nuestro cuerpo. No podemos juzgar el interior de las personas, pero sus gestos son significativos de lo que hay por dentro, o dicho de otra forma: por sus frutos los conoceréis. Resistirse sistemáticamente a arrodillarse ante nuestro Señor y Salvador presente en la Eucaristía es un mensaje claro de parte de Bergoglio.

 

En definitiva, si Francisco, como vemos, rompe con Cristo al negar sus palabras, si rompe con la Sagrada Escritura y con el Magisterio, al negar la indisolubilidad del matrimonio y la necesidad del estado de gracia para poder comulgar, si rompe con el reconocimiento, la reverencia y la adoración que se le deben a Jesucristo en el misterio eucarístico, sólo podemos concluir que es enemigo declarado de la Eucaristía, y por tanto adversario de Dios. Y podemos afirmar que si ha llegado hasta aquí y nadie ha sido capaz de pararlo, procurará avanzar más todavía.

Ya está previsto que las Conferencias Episcopales tengan potestad para aprobar textos litúrgicos. Ahora bien, los textos litúrgicos no se pueden modificar a capricho, hay partes que son indisponibles, que son Tradición viva de la Iglesia, y por tanto Revelación, y los hombres no podemos alterarlos. Si Francisco renuncia a la responsabilidad de la Santa Sede para custodiar el depósito de la Revelación, entregando la potestad a cada conferencia episcopal para hacer los cambios que consideren… estamos ante un claro escenario de previsibles cismas entre conferencias episcopales que se mantengan fieles y otras que modifiquen cosas sustanciales, y todo ello sin poder reclamar a Roma, pues ya Roma habrá abdicado de su responsabilidad. Otra jugada maestra en el plan de destrucción de todo lo sagrado, y en particular de la Eucaristía. Pero podemos esperar más sorpresas con Francisco, démoslo por seguro. De hecho, cada día hay una nueva sorpresa…

Ya hemos llegado demasiado lejos. Dios pedirá cuentas a esta generación rebelde y apóstata, que se deja robar lo más sagrado por un destructor que ocupa la cátedra de Pedro, de la que claramente no sólo no es digno, sino que hace mucho que tenía que haber sido removido por el bien de la Iglesia. Porque, veamos el problema de frente: no se trata de la necesidad de una “corrección formal” a un Papa en un tema particular, estamos ante algo mucho más serio. Si Francisco no está en Roma para guardar el depósito de la fe y confirmar a sus hermanos en la fe, sino para todo lo contrario, y si los demás pastores (sucesores de los apóstoles, recordemos) callan cobardemente o lanzan tímidas quejas al aire, las ovejas están en la obligación de defenderse de un falso pastor… antes de que sea demasiado tarde.

 

Bonifacio Gómez de Castilla

Bonifacio Gómez de Castilla

Sacerdote español misionero en Centro-Europa y otros países, con humor para reírse de sí mismo y celo por todas las almas.

También puede interesarle

3 comentarios en “Francisco contra la Eucaristía

  1. Excelente el comentario de Alejandro.

    Su pregunta es directa y nos pone a pensar

    ACASO NO SABEN QUE LOS PUEBLOS TIENEN LOS GOBERNANTES QUE SE MERECEN?

    Tristemente la mayoría de las personas creen en el falso Papá Bergoglio que por falta de conocimiento de la palabra de Dios, está la mayoría de la personas cayendo en el pecado y perdiendo su alma.

    Creen en un Falso Papá que se acerca al mundo y las personas escuchando y haciendo lo que más le agrada. Cayendo en la trampa del Rey de la mentira y el Engaño. EN LOS PLACERES DEL MUNDO.

    SOLUCIONES, palabras sabias de Alejandro, no sentarnos a hablar y a llorar viendo cómo se destruye la Iglesia.

    Hermanos hacer lo que nos pide la Virgen, Oracion, Ayuno y penitencia.

  2. Les agradezco todo lo que estan denunciando sobre las Herejias de Francisco…

    Pero yo les pregunto, ACASO NO SABEN QUE LOS PUEBLOS TIENEN LOS GOBERNANTES QUE SE MERECEN?

    ACASO NO ES ÉSTE PAPA EL QUE MERECEN LA INMENSA MAYORÍA DE CATÓLICOS FRIOS, CONGELADOS Y TIBIOS?

    ACASO NO ES ESTE EL PAPA QUE ESPERABAN TANTOS SACERDOTES PEDERASTAS Y HOMOSEXUALES?

    HERMANOS… DIOS ES JUSTO Y MISERICORDIOSO.

    OS EXHORTO A PROMOVER URGENTE ACTOS DE VERDADERA REPARACION A NIVEL MUNDIAL.

    EL MUNDO ESTÁ EN LAS MANOS DE SATANÁS POR NO HABER HECHO CASO A LOS MENSAJES DE LA VIRGEN MARÍA DESDE FÁTIMA.

    LO PEOR ESTÁ POR LLEGAR !

    USTEDES QUE TIENEN MEDIOS DE COMUNICACIÓN MASIVOS…YA NO PIERDAN TIEMPO DE HABLAR DE LO MISMO QUE YA TODOS SABEMOS.

    HABLEN DE SOLUCIONES URGENTES, ANTES QUE SEA TARDE !!!

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: